Cómo invertir los colores de una imagen en Gimp

Este post es muy pero muy básico, dedicado a mi papá que me dijo que tiene cientos de imágenes escaneadas que tienen letras negras sobre fondo blanco, y necesita invertirlas para que se lea mejor.

Para cualquier persona que tenga instalado el Gimp (acá está el link para descargar el programa e instalarlo), es muy simple aplicar algunos efectos sobre una imagen completa.
Si tenemos una imagen en blanco y negro y queremos invertir los colores (que lo que es negro quede blanco y lo que es blanco quede negro… y no me pregunten qué pasa con lo que es gris…), tenemos que seguir estos pasos:
1) Abrir la imagen (si está en la web, hacer clic con el botón derecho, guardar imagen, observar en qué carpeta se guarda y después abrirla). Para eso se puede usar el menú Archivo / Abrir o también se puede abrir el Gimp y «pegar» (con CTRL+V, por ejemplo) la imagen que uno copió previamente. O tomar el archivo y arrastrarlo a la ventana de Gimp.
2) Hacer clic en el menú Colores / Invertir
Colores - Invertir
Este es el resultado:
Cartel invertido
3) Guardar el archivo (con Archivo / Guardar, o con CTRL+S)

Otras cosas que pueden aplicarse a la imagen completa son:
Agregar sombra – Menú Filtros / Luces y sombras / Sombra arrojada
imagen con sombra
Agregar borde – Menú Filtros / Decorativos / Añadir borde
Foto con borde
Efecto foto antigua – Menú Filtros / Decorativo / Foto antigua
Foto antigua

En el menú Filtros hay muchos más efectos que pueden aplicarse, y usar la opción Deshacer si el resultado no es como uno lo esperaba.

2 opiniones en “Cómo invertir los colores de una imagen en Gimp”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *